ECONOMÍAS REGIONALES

Manzur anunció alícuotas cero para los productores tucumanos

La medida apunta a favorecer la producción de arándanos, frutilla, limones y caña de azúcar por parte de pequeños emprendedores.

Manzur anunció medidas que benefician a pequeños productores.

El gobernador tucumano Juan Manzur anunció este lunes que el Gobierno provincial decidió reducir a cero la alícuota a fin de apoyar a los productores de arándanos, frutilla, limones y pequeños productores de caña de azúcar.

"Hemos tomado la decisión política de resignar fondos de la provincia para bajar a cero la alícuota para fomentar la producción y el trabajo en Tucumán, eso es lo que busca todo Gobierno peronista. Con esto queremos generar estímulos y más actividad en las economías regionales", explicó Manzur, que destacó que “no se le va a cobrar un centavo a nuestros productores”.

Por su parte, el ministro de Desarrollo Productivo, Juan Luis Fernández destacó que los decretos que se firmaron contemplan a varios tipos producciones "que fijan la alícuota cero para la producción primaria dirigida fundamentalmente a productores de baja escala”.

La medida, precisó el Gobierno tucumano, alcanza a pequeños productores cañeros que tengan campos menores a 100 hectáreas; a productores de maíz, trigo y soja de hasta 1.000 hectáreas; aroductores de limón, frutilla y arándanos sin límite para lo que son frutas frescas. Cabe destacar que no abarca a  industrias.

“Los cañeros beneficiados están en el orden de los 5.500 productores. Está claro que la medida está destinada sólo para la producción primaria, no para la industrialización, la exportación y demás”, indicó Fernández. "En este momento todas la producción está comprometida, aun los que exportan, porque compleja situación macroeconómica del país tiene a todo el mundo mal”, agregó.

Además, destacó:  “De manera que los pequeños productores puedan aprovechar esta circunstancia. La provincia les da este beneficio, buscando mayor competitividad para que los productores lleguen a la otra orilla del rio en estos tiempos tan difíciles”. "La frutilla, el arándano y el limón son producciones que necesitan mano de obra y por tanto el Estado hace su esfuerzo para que el trabajo no decaiga y la renta que puedan sacar los productores se traduzca en mayores inversiones”, concluyó.